Encuentra una temática que interese a tus lectores y enfoca su contenido al buscador

20151118075619.contenido_web_redaccion_contenido_redaccion_web_posicionamiento_seo

Escribir en una página web o en un blog no siempre es fácil, tanto por encontrar una temática que resulte de interés a tus lectores, como porque además debes pensar en enfocar ese contenido a los diferentes buscadores para conseguir un buen posicionamiento SEO


Encuentra una temática que interese a tus lectores y enfoca su contenido al buscador. Así te asegurarás el inicio de un correcto posicionamiento web


Consejos que te servirán de guía cuando comiences a redactar tus contenidos web:

Comienza por un título claro y representativo. Se trata de la “carta de presentación” a la hora de redactar un contenido en una página o entrada de blog, y representa uno de los criterios más importantes que los buscadores tienen en cuenta. Hazlo corto, incluye palabras clave y haz que represente claramente su contenido. Ten en cuenta que con tan sólo una breve frase tus lectores deben ser animados a leerlo, y los buscadores deben interpretar a contra-reloj la temática del texto

Dirígete a tus lectores. El contenido debe ser claro y adaptarse al lector. Es preferible que utilices frases cortas y sencillas, más fáciles de entender, con el fin de agilizar la lectura. El tipo de vocabulario también es importante y siempre debe depender del público al que te dirijas, pero recuerda evitar el argot profesional o complejo, excepto si tu página web o blog está enfocadaa una temática en concreto, y dirigida a expertos en la materia

Organiza tu contenido. Intenta organizar el contenido en un párrafo para cada idea, ya que facilitará su lectura y no la hará pesada. También es recomendable que utilices subtítulos que dividan los contenidos, indicando diferentes apartados

Incluye palabras clave y destácalas en negrita. Pero ten cuidado con su abuso, ya que si el buscador detecta un exceso de las mismas obtendrás un retroceso muy negativo en el posicionamiento de tu contenido

No desvíes la atención del lector utilizando demasiados enlaces. Lo ideal es que no incluyas más de 3 o 4 enlaces por contenido. También es muy adecuado que los coloques al final del texto en lugar de al principio, de esta forma, el usuario no se distrairá fácilmente

Selecciona imágenes adaptadas. Ten en cuenta que las imágenes y fotografías sirven para reforzar y completar tu contenido. Utiliza el atributo “ALT”, ya que te permitirá incluir un texto alternativo en cualquier imagen y no te olvides de cuidar su nomenclatura, ya que te ayudarán a describir el contenido que estás redactando y cumplirá una función informativa además de estética. Tampoco descuides el peso de las mismas

No abuses de la cursiva o el subrayado, ni tampoco de los signos de puntuación

Finalmente, no olvides la obviedad y cuida la corrección en la escritura. Presta  especial atención a las reglas gramaticales y revisa posibles errores de ortografía